LA DEMOCRACIA LIQUIDA

      ZYGMUNT BAUMAN en  Modernidad líquida,  explica que los sólidos tienen un espacio y un tiempo definidos, mientras que los líquidos ““Fluyen”, “se derraman”,

“se desbordan”, “salpican”, “se vierten”, “se filtran”, “gotean”, “inundan”, “rocían”, “chorrean”, “manan”, “exudan”; a diferencia de los sólidos, no es posible detenerlos fácilmente –sortean algunos obstáculos, disuelven otros o se filtran a través de ellos”

Esto lo traslada a los valores e instituciones sociales y culmina sosteniendo que estamos en tiempos líquidos en los cuales las viejas instituciones y valores sociales que nos acompañaron se van diluyendo frente al ataque de nuevas formas de relación social.

La democracia representativa no tiene la aceptación que gozo en el pasado por la crisis del mandato imperativo, la crisis de los partidos políticos y las nuevas formas de consenso en redes sociales.

La democracia representativa necesita que los mandantes se sientan representados por los mandatarios, pero esto cada vez se verifica menos e inclusive los elegidos transitan de un partido o grupo político a otro con el mayor desenfado. Entre nosotros un legislador, Borocoto, logro crear una palabra que indica este transfugar entre partidos.

Los partidos políticos han perdido carácter y dirección de acciones de políticas publicas, mientras han crecido la utilización y la representatividad en las redes sociales a través de los nuevos medios de comunicación.

La democracia liquida es la cogestión de la democracia representativa y la democracia directa tan difícil de actuar por medios informáticos, pero tan útil para reunir consensos y hasta delegar representación en alguien más versado o mejor preparado en un tema.

Las formas de democracia directa por medio de las redes sociales se han desarrollado fuertemente en Brasil a través de los presupuestos participativos comenzados en Porto Alegre en 1984: se trata que todos los ciudadanos estén capacitados para entrar en el portal del municipio donde se propone un presupuesto y dar su adhesión o rechazo o modificación a una parte del mismo.

El objetivo principal del presupuesto participativo en Porto Alegre se centró en la justicia social: empoderar a las comunidades y conseguir que las necesidades de los más desvalidos, a menudo olvidadas, pasen a primer término mediante la inversión de prioridades. La experiencia continúa en vigor y se ha extendido a otros países como Argentina.

Contemporáneamente nacían grupos y formaciones que reivindicaban la democracia directa expresando que a través de los nuevos medios de comunicación eso era perfectamente posible.  Aunque teorizado mucho antes El 1 de Enero de 2006, bajo el liderazgo de Rickard Falkvinge se fundó el primer Partido Pirata (Piratpartiet) en Suecia. El nombre es heredado de Piratbyrån una organización que luchaba contra las leyes del copyright.  Hoy hay 60 partidos piratas en 60 distintos países que tratan de aplicar a través de la informática la formación de consenso  y la representación puntual sobre un tema.  No es el único partido en usar estos medios, en Italia el partido 5stelle, ha obtenido en las últimas elecciones políticas casi un tercio de los escaños en Cámara y Senado.

El tema de la toma de decisiones colectiva y la plasmación en un conjunto de leyes es un tema demasiado complejo que probablemente llevara muchos años en los cuales convivan la democracia representativa con la directa.  En primer lugar porque no todos tienen acceso a Internet, en segundo lugar porque se requiere aprender una serie de capacidades para usar los instrumentos informáticos a tales fines, en tercer lugar porque la redacción de una ley general requiere convergencias y ductilidades que por el momento no existen (sino en forma primitiva)  en los medio informáticos.

Un caso muy particular es el de Islandia (300.000 habitantes)  donde 25 personas  redactaron una constitución con la ayuda de toda la población a través de un portal donde hacían llegar sus sugerencias y todos los días a partir de las 13 hs.  Transmitían en directo las sesiones en las cuales trataban las propuestas.

Existen ya municipios, como el de Milán cuyos concejales fueron elegidos por leyes de democracia representativa pero que poseen un portal donde todas las propuestas son colocadas y pueden ser vistas por los ciudadanos a través de un producto electrónico que permite reforzar una propuesta, desecharla o proponer modificaciones que luego serán votadas por los demás ciudadanos. Es posible también otorgar una representación a alguien que en determinada materia se le considere experto.

La democracia liquida es un modo de enfrentar la crisis de la política y sobre todo la crisis de la representación y es inmediatamente posible.

 

Antonio A. Martino

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.